Incineradora de Zubieta: GuraSOS dice que su Autorización Ambiental ha caducado | Sociedad

GuraSOS ha denunciado "irregularidades" en la puesta en marcha de la incineradora. Foto: EFE.

Sociedad

Gipuzkoa

Agencias | Redacción

La plataforma, además, asegura que se ha procedido a la apertura de un expediente sancionador contra la incineradora, por «falsear» un accidente en su transformador.

La plataforma GuraSOS ha denunciado «graves irregularidades» en la puesta en marcha de la incineradora de residuos de Zubieta; entre ellas, ha citado su funcionamiento en pruebas con una Autorización Ambiental Integrada «caducada», y la apertura de un expediente sancionador, por «falsear» un accidente en su transformador.

Joseba Belaustegi, portavoz de esta asociación que se opone a la incineradora, ha hecho esta denuncia en una rueda de prensa que ha ofrecido en San Sebastián, junto a tres madres con sus respectivos bebés que viven cerca de la nueva infraestructura. Según han dicho, estas familias están «preocupadas por la salud» de sus hijos.

Balaustegi ha señalado que la incineradora «podría paralizarse; no solo por las dificultades técnicas que está teniendo en su arranque, que se ocultan o tergiversan, sino por la acumulación de irregularidades o ilegalidades que se están cometiendo en su tramitación».

GuraSOS registró el pasado 23 de enero una solicitud al Departamento de Medio Ambiente del Gobierno Vasco para que «declare formalmente la caducidad» de la Autorización Ambiental Integrada (AAI) de la incineradora, debido a que, según ha afirmado, otorgó en octubre una suspensión temporal del plazo de pruebas que «era ficticia», por estar basada en «falsedades» dirigidas a «evitar» que caducara la validez del documento.

Se pidió la suspensión del periodo de pruebas «bajo un falso argumento»

El portavoz ha agregado que en dicha petición han incluido varios documentos, que también han distribuido a los medios informativos, en los que «se demuestra» que la suspensión del periodo de pruebas que concedió el Departamento de Medio Ambiente fue pedida por el Consorcio de Residuos de Gipuzkoa bajo «el falso» argumento de problemas de falta de suministro eléctrico «ajenos» a la propia instalación.

La sociedad concesionaria, Ekondakin, surgida de la UTE que se encarga de la construcción y explotación de la infraestructura, «reconoce» en un escrito de septiembre que dicho problema estaba «arreglado» antes de que fuera cursada la solicitud de suspensión, ha afirmado Belaustegi, quien ha añadido que, además, «la causa» de aquella falta de electricidad «no era ajena a los equipos de las propias instalaciones», sino fruto de «una explosión en el transformador principal», ocurrida el 11 de junio.

Según ha agregado, ese accidente ha dado lugar a la apertura por parte de la Delegación de Industria de «un expediente sancionador» contra la empresa concesionaria, debido a que el transformador implicado «había sido construido y puesto en marcha sin la oportuna autorización».

En su solicitud al Departamento de Medio Ambiente, GuraSOS exige, además de que sea declarada oficialmente la caducidad de la Autorización Ambiental, que proceda a «suspender de inmediato y provisionalmente el periodo de pruebas actual y la actividad posterior», «abrir un expediente sancionador» al Consorcio de Residuos de Gipuzkoa por sus «repetidos incumplimientos y falsedades» y «tramitar las sanciones correspondientes».

Según las distintas informaciones difundidas por el Consorcio de Residuos de Gipuzkoa y la Diputación Foral, el pasado 29 de noviembre comenzó el periodo de pruebas de combustión con basuras previo a la entrada en servicio de la planta, prevista para marzo de este año.



Fuente